Historia del centro


La historia del centro

El Colegio Público Mariano Aroca abrió sus aulas el 28 de octubre de 1.972. Dadas las necesidades que presentaba el Barrio del Carmen, en el orden de urgente construcción de puestos escolares, debido a que sólo existía un Colegio, que además tenía la particularidad de ser de niñas, se decidió que hubiese dos centros en el barrio.

Contribuyó a que este proyecto se realizara el hecho de la existencia de múltiples escuelas unitarias en los barrios colindantes: San Ginés, Carretera de Alcantarilla, Carretera de El Palmar, Barriomar, Arboleja, etc. Estas unitarias no reunían las condiciones mínimas que necesitaba un centro educativo. De aquí que la primera idea fuera construir dos colegios de gran capacidad que suplieran las importantes y urgentes necesidades existentes.

Finalmente, lo que se había gestado y construido como dos centros (la estructura de los edificios así lo muestra: dos casas de conserje, dos zonas de dirección, etc.), quedó refundido en un sólo Colegio, con capacidad para albergar una gran cantidad de niños.

El nombre

El nombre “Mariano Aroca” fue propuesto por la Inspección de Enseñanza Primaria. D. Mariano Aroca López fue un párroco-arcipreste que desempeño sus funciones en la Parroquia del Carmen, siendo muy estimado por sus feligreses, además de que el colegio está ubicado en lo que se conocía como las casas Protegidas del Carril de la Farola, grupo de viviendas por las que se sacrificó y esforzó mucho dicho arcipreste.